Los educadores e investigadores están comenzando a prestarle más atención al hecho de que muchos estudiantes tienen dificultad para aprender técnicas y conceptos matemáticos que se enseñan en las escuelas. Es importante que los maestros y los padres colaboren para identificar problemas en el aprendizaje de matemáticas cuando surjan, para tratarlos en la escuela y en el hogar. Identificar y tratar problemas en los primeros grados puede prevenir problemas más graves en grados más avanzados. Este artículo describirá cómo se puede identificar si un niño tiene una discapacidad para las matemáticas y sugiere maneras de colaborar con la maestra de su hijo para resolverlos.

¿Cómo se identifican las dificultades en matemáticas?

Las discapacidades en matemáticas se identifican a través de varios procedimientos. Generalmente, los maestros o padres observan que el niño tiene problemas persistentes para aprender matemática y su desempeño en las evaluaciones de la clase de matemáticas no es tan bueno como el del resto de sus compañeros. Por ejemplo, el niño puede tener dificultades para recordar lo que enseñó la maestra o puede tener dificultades para usar estrategias efectivas para resolver problemas de matemáticas. Al observar y trabajar directamente con el niño, a medida que pasa el tiempo, se puede determinar si su dificultad para aprender matemáticas es persistente. Lamentablemente, las discapacidades en matemáticas generalmente no se identifican sino hasta los últimos años de escuela primaria, ya que los problemas tempranos pasan desapercibidos y los resultados de las evaluaciones no son lo suficientemente sensibles como para detectar problemas sino hasta grados superiores.

Información sobre el desempeño del niño se puede recolectar de varias maneras. El maestro puede recoger información sobre el progreso que hace el niño para aprender el programa de estudios de matemáticas a través de exámenes semanales, tareas y el trabajo en clase. El maestro puede modificar la manera en que enseña, para atender a las necesidades de un niño con problemas de aprendizaje y luego puede notar cómo el niño responde a dichas modificaciones. El maestro puede obtener asistencia a partir de un especialista o de un equipo de apoyo escolar que pueda ofrecerle ideas sobre cómo adaptar la instrucción para un niño que está teniendo dificultades para aprender el plan de estudios. El maestro también puede consultar con los padres para averiguar de qué manera el niño hace la tarea. Toda esta información ayuda al maestro y al equipo de apoyo escolar a desarrollar un perfil sobre las dificultades de aprendizaje del niño y su respuesta a instrucciones y adaptaciones.

Si el niño continúa con problemas de aprendizaje, se recomienda hacer una derivación formal para que se haga una evaluación sobre la necesidad de recibir educación especial. Existe una variedad de evaluaciones formales que se pueden usar para identificar con qué técnicas o conceptos matemáticos el niño tiene problemas. Algunas de estas mediciones son específicas del plan de estudios, otras son de tipo diagnóstico y otras se ven como mediciones de logros. Los psicólogos de la escuela y otros que hagan el diagnóstico determinan qué evaluaciones realizar para hacer diagnósticos. Los siguientes son ejemplos de las mediciones que se realizan más comúnmente:

Las evaluaciones basadas en el plan de estudios se relacionan específicamente con las técnicas y conceptos que típicamente se enseñan en ciertos grados. Ejemplos:

  • Inventario completo de técnicas básicas (revisado) de Brigance
  • Inventario de técnicas esenciales de Brigance

Las medidas diagnósticas brindan información sobre los puntos fuertes y débiles del estudiante, en comparación con la de los compañeros del mismo grado. Los ejemplos incluyen:

  • Matemáticas clave (revisado)
  • Diagnóstico de matemáticas, Prueba 4, de Stanford

La evaluación de logros mide áreas de conocimiento y aplicación académicos y compara el desempeño del niño con el de estudiantes de la misma edad o que están en el mismo grado. Los ejemplos incluyen:

  • Prueba de logros educativos de Kaufman
  • Prueba de logros individuales (revisado) Peabody
  • Prueba 3 de logros de amplio rango
  • Batería psico-educativa Woodcock-Johnson, Parte dos: Evaluación de logros

Cómo comprender los resultados de las evaluaciones

Usted puede jugar un papel activo, mientras la escuela evalúa si su hijo tiene una discapacidad en matemáticas. Por ejemplo, puede pedir que le muestren la información recolectada por el maestro sobre el desempeño de su hijo en la clase de matemáticas. Además, la escuela está obligada a informarle los resultados de la evaluación conducida, como parte del proceso de derivación para hacer un diagnóstico. Usted puede aprender más sobre los resultados de las evaluaciones al hacer ciertas preguntas:

  • ¿Qué habilidades y conceptos mide la evaluación?
  • ¿Qué tipo y cuánta instrucción recibió mi hijo antes de la evaluación?
  • ¿Qué información brinda la evaluación?
  • ¿Cómo se usarán los resultados de la evaluación para brindar instrucción matemática más apropiada a mi hijo?
  • ¿Quién es la persona (en la escuela u otro profesional) que brindará apoyo extra en matemáticas para mi hijo? Si usted y el maestro piensan que un tutor le brindará a su hijo la asistencia que necesita, no dude en pedirle recomendaciones al maestro.

Diferentes modelos para identificar las discapacidades de aprendizaje

En la actualidad, la mayoría de los distritos escolares utilizan un proceso llamado “modelo de discrepancia” para identificar si un niño tiene una discapacidad de aprendizaje, de acuerdo a la definición de las reglas estatales. En el modelo de discrepancia, el psicólogo de la escuela determina si existe una discrepancia importante entre el potencial del niño (que se mide con una prueba de inteligencia o coeficiente intelectual) y sus logros (que se miden con una prueba de evaluación de logros). Los investigadores cuestionan este modelo por varias razones: muchos piensan que no es apropiado para identificar discapacidades de aprendizaje, en parte porque el niño debe haber fracasado académicamente antes de que se le identifique la discapacidad de aprendizaje.

Teniendo esto en cuenta, la ley educativa para individuos con discapacidades (IDEA 2004) permite que los estados (y distritos escolares) usen procedimientos alternativos para identificar las discapacidades de aprendizaje. El modelo “respuesta a la intervención” analiza la manera en que el niño responde a través del tiempo, a las instrucciones con base científica.1 Con este abordaje, la instrucción de matemáticas, que se da en grupos pequeños y que están adaptadas a las necesidades de aprendizaje del niño se implementa y se observa el progreso que hace el niño.

Trabajar con la maestra de su niño para identificar y tratar las dificultades en matemáticas

Usted puede desempeñar un papel activo para ayudar a identificar y tratar las dificultades en matemáticas de su hijo. Por ejemplo, usted puede colaborar con el maestro de su hijo:

  • al compartir información y observaciones sobre cualquier dificultad que su hijo tenga para completar la tarea.
  • al participar en el proceso de evaluación.
  • al hacer preguntas sobre las prácticas instructivas (enseñanza).

Para tratar en el hogar las dificultades en matemáticas de su hijo, usted puede prestar atención a sus preguntas y frustraciones mientras supervisa y observa a su hijo mientras hace su tarea. A continuación se listan preguntas que puede hacerle a su hijo para ayudarlo a que haga sus deberes de matemáticas:

  • ¿Cómo te explicó la maestra el problema de la clase de hoy?
  • ¿Hiciste algún problema de matemáticas como éste en la clase de hoy? ¿Eso te ayuda a comprender la tarea de hoy?
  • ¿Te explicó la maestra los pasos para resolver este tipo de problemas?
  • ¿Cómo puedes dividir el problema en pequeñas partes para poder resolverlo?

Al notar las respuestas del niño a esas preguntas y al compartir dicha información con la maestra, puede brindarle información sobre las dificultades particulares que su hijo está experimentando.

Finalmente, usted puede aprender acerca de las prácticas de enseñanza usadas por sus maestros y especialistas en matemáticas para ayudar a su hijo. Cuando hable con la maestra de matemáticas de su hijo, hágale las siguientes preguntas:

  • ¿Qué técnicas matemáticas enseñará en el próximo período?
  • ¿Cómo utiliza a los grupos pequeños o el apoyo de los compañeros para brindar asistencia extra en matemáticas?
  • ¿Qué tipo de adaptaciones proveerá, si mi hijo tiene dificultades para aprender técnicas y conceptos matemáticos?
  • ¿Se puede usar una calculadora para que ayude a mi hijo a realizar cálculos básicos para resolver problemas más avanzados?
  • ¿Qué estrategias o pasos le brindará a mi hijo para ayudarlo a aprender y resolver problemas matemáticos?
  • ¿Qué vocabulario matemático se incluye en las lecciones de clase que podamos utilizar en el hogar?
  • ¿Existe algún programa de computadoras sobre matemáticas que pueda ayudar a mi hijo a practicar matemáticas?

En resumen

Al colaborar con el maestro de su hijo, usted puede asegurarse de que las necesidades en matemáticas de su hijo son identificadas y tratadas. Este artículo ofrece una serie de preguntas sobre evaluaciones y prácticas de enseñanza para ayudarlo a que colabore eficazmente con el maestro de su hijo. Por sobre todo, recuerde que sus observaciones y opiniones como padres son muy valiosas en el proceso de ayudar a su hijo a que tenga éxito en la escuela.

Referencias en inglés

  1. Fuchs, L. S., & Fuchs, D. (2001). Principles for the prevention and intervention of mathematics difficulties. Learning Disabilities Research & Practice, 16, 85-95.

Bibliografía en inglés

Bryant, D. P. (2005). Commentary on early identification and intervention for students with mathematics difficulties. Journal of Learning Disabilities, 38, 340-345.

Geary, D. C. (2000). Mathematical disorders: An overview for educators. Perspectives, 26, 6-9.

Geary, D. C. (2004). Mathematics and learning disabilities. Journal of Learning Disabilities, 37, 4-15.

Gersten, R., Jordan, N., & Flojo, J. R. (2005). Early identification and interventions for students with mathematics difficulties. Journal of Learning Disabilities, 38, 293-304.

Ginsburg, H. P. (2003). Mathematics learning disabilities: A view from developmental psychology. Journal of Learning Disabilities, 30, 20-33.

Hallahan, D. P., Lloyd, J. W. Kauffman, J. M., Weiss, M. & Martinez, E. A. (2005). Learning disabilities: Foundations, characteristics, and effective teaching. Boston: Allyn and Bacon.

Individuals with Disabilities Education Improvement Act (2004). 20 USC 1400. Washington, DC: US Government.

National Council of Teachers of Mathematics. (2000). Principles and standards for school mathematics. Reston, VA: Author.

National Research Council. (2001). Adding it up: Helping children learn mathematics. J. Kilpatrick, J. Swafford, & B. Findell (Eds.). Mathematics Learning Study Committee, Center for Education, Division of Behavioral and Social Sciences and Education. Washington, DC: National Academy Press.

Woodward, J.(2004). Mathematics education in the United States: Past to present. Journal of Learning Disabilities, 37 (1), 16-31.

Share on Pinterest
There are no images.